Medir

Medir es una actividad muy-bien-vista por los altos directivos de muchas organizaciones. Ni hablar cuan alentada es si el resultado de la medición es expuesto utilizando un montón de amontonados y diminutos numeritos representados por extravagantes gráficos.

La primera distinción que se me ocurre respecto este punto está asociada a diferenciar datos de información. Wikipedia define a información como un conjunto organizado de datos procesados, que constituyen un mensaje que cambia el estado de conocimiento del sujeto o sistema que recibe dicho mensaje. Personalmente, los datos descriptos en el párrafo anterior no generan en mi ninguna de estas cosas.

Luego, ¿Cual es la estrategia que debiera poner en práctica para que sea posible presentar información en lugar de datos?  Una primera respuesta podría desprenderse de revisar algunas definiciones básicas del universo de las métricas.

  • –      Atributo: Característica mensurable. Por ejemplo el tamaño del sistema o su calidad.
  • –      Medida: Asignación de un valor resultante de una medición a un atributo. Para el atributo tamaño del sistema las posibles medidas podrían ser 5.754 líneas de código, 213 páginas de especificación o 659 horas de desarrollo. Para el atributo calidad de un sistema una posible medida podría ser 27 bugs identificados, 177 casos de prueba ejecutados o 879 horas de testing.
  • –     Métrica: Referencia cuantitativa del modo en que un objeto de medición posee un atributo dado.  Siguiendo con los ejemplos anteriores, la métrica para evaluar la calidad de un sistema podría ser  cantidad de bugs por líneas de código.
  • –    Indicador: Es la interpretación de la métrica. Se construye en función del interés del observador. Por ejemplo, un indicador podría ser nivel de calidad de un sistema que pueda tomar lo los valores: muy buena, buena, media y nula (valores que se definen en en función de la interpretación del resultado de la métrica).

Las métricas e indicadores proveen un alto nivel de visibilidad sobre procesos, proyectos y productos. En particular, si lo que se pretende es exposición de información, el indicador es, sin dudas, la estrella protagónica.

Entonces… usar indicadores resulta una herramienta –muy potente- para presentar información sobre el estado de procesos, proyectos y productos. De ahí a las acciones que se tomen en función de los resultados obtenidos, es un tema muy-mucho-mas-difícil que no faltará oportunidad de discutir en futuros posts.

Share and Enjoy:
  • Print
  • Digg
  • StumbleUpon
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Yahoo! Buzz
  • Twitter
  • Google Bookmarks

Leave a comment